El hundimiento del PSG o el milagro del Barcelona

Luis Alvarado De Sousa. @luisalvadsousa 08/03/2016

Si buscamos en la historia del deporte, no hay un episodio tan glorioso y patético como el visto hoy en el Camp Nou en Barcelona.

Por un lado, marco del partido era favorable al equipo que habita en la ciudad de la luz AKA París Saint- Germain, un 4-0 de local contra el Barcelona no podía ser mejor resultado para un equipo que busca establecerse como potencia en el plano europeo.

Por el otro, un Barcelona renacido entre los malos resultados y un jalón de orejas de Luis Enrique buscaba la hazaña, el milagro, la utopía; ni el más entusiasta fanático catalán hubiera prevenido lo que ocurriría.

Minuto dos y se avizoraba una noche, de aquellas de magia y pesadilla, gol del matador de siempre, Luis Suárez; entre rebotes y una horrible salida de Trapp. Al minuto 40´otra de aquellas del mago Iniesta y 2-0 al descanso.

Al volver del entretiempo, El Barça volvió como terminado la primera mitad y se esperaba una actitud más ofensiva del PSG para resguardar su ventaja, todavía los hinchas parisinos la esperan. Un penal mal cantado por el juez principal permitió el tercer gol culé y ya el fantasma de la remontada se alzaba.

Más sin embargo, minuto 62´: una desatención defensiva pondría las cosas mucho mas complicadas; Cavani aprovechó un rebote y conseguía un gol para el PSG que aniquilaba toda esperanza de milagro blaugrana.

PSG volvió a su tónica defensiva de la primera, rara para un equipo armado para atacar como lo hizo en Parc des Princes, sólo demostrada en un contragolpe de Ángel Di Maria que bien pudo acabar con la pesadilla pero que desperdició infantilmente.

Y aquí aparece en escena: Neymar Jr, a falta de un Messi enchufado, el brasileño tomó las riendas y con su exquisita pierna derecha ejecutó la falta comenzó la hazaña. Minuto 88´.

4-1.

Nuevamente, el árbitro hizo un regalo y cantó una pena máxima inexistente a Suárez, pillo como siempre se salió con la suya; el oriental. Neymar gol. Minuto 90´.

5-1.

De nuevo el Barça al ataque, “Ney” con sangre fría regatea y lanza un centro a un fantasmal Sergi Roberto que no necesito más que empujar el balón al fondo y hacer explotar el Camp Nou. Minuto 95´.

6-1. Travesura realizada.

Así es como puedes perder una ventaja de cuatro goles en sólo siete minutos, cortesía del París Saint- Germain, dirigido y protagonizado por Unai Emery.

Foto cortesía: Univisión


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s